Salmo del Día. Aquí te ofrecemos un Salmo bíblico diario, para inspirar y mejorar tu día a día. Este es el Salmo de hoy que te ayudará…

 

Salmo para hoy Viernes

 

Señor , Dios de mi salvación, día y noche clamo en presencia tuya.

Que llegue ante ti mi oración; dígnate escuchar mi súplica.

Tan colmado estoy de calamidades que mi vida está al borde del sepulcro.

Ya me cuentan entre los que bajan a la fosa; parezco un guerrero desvalido.

Me han puesto aparte, entre los muertos; parezco un cadáver que yace en el sepulcro, de esos que tú ya no recuerdas, porque fueron arrebatados de tu mano.

Me has echado en el foso más profundo, en el más tenebroso de los abismos.

El peso de tu enojo ha recaído sobre mí; me has abrumado con tus olas. Selah

Me has quitado a todos mis amigos y ante ellos me has hecho aborrecible. Estoy aprisionado y no puedo librarme;

los ojos se me nublan de tristeza. Yo, Señor , te invoco cada día, y hacia ti extiendo las manos.

¿Acaso entre los muertos realizas maravillas? ¿Pueden los muertos levantarse a darte gracias? Selah

¿Acaso en el sepulcro se habla de tu amor, y de tu fidelidad en el abismo destructor?

¿Acaso en las tinieblas se conocen tus maravillas, o tu justicia en la tierra del olvido?

Yo, Señor , te ruego que me ayudes; por la mañana busco tu presencia en oración.

¿Por qué me rechazas, Señor ? ¿Por qué escondes de mí tu rostro?

Yo he sufrido desde mi juventud; muy cerca he estado de la muerte. Me has enviado terribles sufrimientos y ya no puedo más.

Tu ira se ha descargado sobre mí; tus violentos ataques han acabado conmigo.

Todo el día me rodean como un océano; me han cercado por completo.

Me has quitado amigos y seres queridos; ahora solo tengo amistad con las tinieblas.

Salmo 88

 

Salmo de Ayer

 

Aplaudan, pueblos todos; aclamen a Dios con gritos de alegría.

¡Cuán imponente es el Señor Altísimo, el gran rey de toda la tierra!

Sometió a nuestro dominio las naciones; puso a los pueblos bajo nuestros pies;

escogió para nosotros una heredad que es el orgullo de Jacob, a quien amó. Selah

Dios el Señor ha ascendido entre gritos de alegría y toques de trompeta.

Canten salmos a Dios, cántenle salmos; canten, cántenle salmos a nuestro rey.

Dios es el rey de toda la tierra; por eso, cántenle un salmo solemne.

Dios reina sobre las naciones; Dios está sentado en su santo trono.

Los nobles de los pueblos se reúnen con el pueblo del Dios de Abraham,

Salmo 47

Salmo de Anteayer

 

¡Aleluya! ¡Alabado sea el Señor ! Alabaré al Señor con todo el corazón en la asamblea, en compañía de los rectos.

Grandes son las obras del Señor ; estudiadas por los que en ellas se deleitan.

Gloriosas y majestuosas son sus obras; su justicia permanece para siempre.

Ha hecho memorables sus maravillas. ¡El Señor es clemente y compasivo!

Da de comer a quienes le temen; siempre recuerda su pacto.

Ha mostrado a su pueblo el poder de sus obras al darle la heredad de otras naciones.

Las obras de sus manos son fieles y justas; todos sus preceptos son dignos de confianza,

inmutables por los siglos de los siglos, establecidos con fidelidad y rectitud.

Pagó el precio del rescate de su pueblo y estableció su pacto para siempre. ¡Su nombre es santo e imponente!

El principio de la sabiduría es el temor del Señor ; buen juicio demuestran quienes cumplen sus preceptos. ¡Su alabanza permanece para siempre!

Salmo 111

     

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.