Oración poderosa para Protección y Fortuna del Hogar y la Familia
Protección del Hogar

Oración poderosa para Protección y Fortuna del Hogar y la Familia

Oración poderosa para Protección y Fortuna del Hogar y la Familia

Oración poderosa para Protección y Fortuna

¡Salve, Ángeles Guardianes del Hogar!

Venid en nuestro auxilio.

Participad con nosotros en nuestra labor y recreación.
Estad con nosotros para que oigamos vuestros vuelos
Y sintamos vuestro aliento en nuestras mejillas.
Acercaos y sentid nuestro amor humano;

Tomad nuestras manos en las vuestras.
Relevadnos por algún tiempo
Del agobio de esta carne.

Permitidnos participar con vosotros

De vuestra admirable libertad por el espacio,

De vuestra inmensa vida en el aire soleado,
De vuestra gran intensidad jubilosa,
De vuestra unidad con la Vida.
Ayudadnos a trabajar y recrearnos,

De modo que se acerque el tiempo
En el que toda nuestra raza
Os conozca bien

Y os salude como hermanos peregrinos
En el sendero de Dios.

¡Salve Ángeles Guardianes del Hogar!
Venid en nuestro auxilio.

Participad con nosotros en nuestra labor y recreación,

Para que la vida interior sea libre.

Señor, en tus manos dejo cada una de mis obras del día de hoy, por favor guía mis acciones y ayúdame a alcanzar mis propósitos, aleja al enemigo mal intencionado de mi vida y permíteme avanzar por caminos de alegría y bendición.

Mi vida y mis más grandes anhelos están bajo tu cuidado, porque confío en ti, confío en tus promesas y porque sé que Tú has de cumplir tu palabra en mi vida, Amén.

ORACIONES COMPLEMENTARIAS

Gracias Dios, tú eres digno de gran

alabanza por ser quien eres, por toda

tu creación, por la vida, la bendición.

Por la familia, por el trabajo, por la energía

para trabajar, por darnos la capacidad de

crear, de desarrollar dones y talentos,

por darnos la fuerza para ayudar y

bendecir a otros con lo que tenemos

o con lo que hacemos.

Amén.


Damos gracias a Dios porque Él abre

caminos nos da su bendición en el camino,

van nuestros pasos en paz, sin ansiedad ni

angustia porque tenemos serenidad y

confianza en que cuando le

entregamos nuestro corazón y lo

buscamos Él extiende su bendición.

Amén.

Dale a "Me gusta" para recibir nuestras publicaciones en facebook

Deja un comentario

dos × uno =