Oración a Jesús Nazareno, Pidiendo Necesidades Urgentes
Oración, Jesús Nazareno

Oración a Jesús Nazareno, Pidiendo Necesidades Urgentes

Jesús Nazareno
¡Señor mío
Jesucristo,
Padre amoroso y dulce Dueño de mi corazón,

animado por vuestra
infinita bondad

y por los continuos favores que otorgáis
a los que imploran
delante de vuestra Imagen
misericordia y perdón,
a Vos acudo, oh Padre mío,
Jesús Nazareno,
para ofreceros mis humildes obsequios
y presentaros las necesidades
de mi pobre alma.
Confieso que os he ofendido con grandes faltas,
pero ya arrepentido,
las detesto de veras y propongo,
ayudado de vuestra gracia,
enmendarme en lo venidero.
Movido, pues, de estos
sentimientos,
os ruego, ¡oh mi buen Jesús!,
que, por los dolores de vuestra
Pasión,
atendáis las súplicas que os dirijo en esta oración,
y os pido con fe que me amparéis siempre,
día y noche,
sobre todo en los momentos más difíciles de mi vida.
Hoy acudo ante vuestra Imagen bendita
para deciros lo mucho que os amo
 y para pediros de una manera especial
me concedáis urgente alivio y remedio 
para solucionar las necesidades que tengo
y que tanta angustia y desesperación me causan:
(pedir lo que se quiere conseguir),

 Oración, Jesús Nazareno

Salvador mío, amantísimo
Jesús,
gracias os doy desde
lo íntimo de mi corazón
por la sublime
enseñanza que nos distéis
en el camino del
Calvario,
gracias os doy
pues sé que por vuestra gran misericordia
atenderéis mis ruegos
y peticiones.

Oración, Jesús Nazareno

Gracias os doy, y
os suplico rendidamente,
por el mérito de
vuestra Pasión,
que camine yo
siempre con paso firme
por la senda de la
vida
hasta llegar al
término felicísimo que es la Gloria
donde eternamente
os alabaré.
Oración, Jesús Nazareno
¡Gracias,
Padre mío Jesús Nazareno!
Amén. 

Rezar el Credo, Padrenuestro y Gloria.

También te gustará:

Oración diaria Pidiendo Abundancia y Prosperidad

ORACIONES COMPLEMENTARIAS

Gracias Dios, tú eres digno de gran

alabanza por ser quien eres, por toda

tu creación, por la vida, la bendición.

Por la familia, por el trabajo, por la energía

para trabajar, por darnos la capacidad de

crear, de desarrollar dones y talentos,

por darnos la fuerza para ayudar y

bendecir a otros con lo que tenemos

o con lo que hacemos.

Amén.


Damos gracias a Dios porque Él abre

caminos nos da su bendición en el camino,

van nuestros pasos en paz, sin ansiedad ni

angustia porque tenemos serenidad y

confianza en que cuando le

entregamos nuestro corazón y lo

buscamos Él extiende su bendición.

Amén.

Dale a "Me gusta" para recibir nuestras publicaciones en facebook

Deja un comentario

diecisiete − Once =