Oración y Meditación para Conectar con Dios La meditación es el punto..
Oración y Meditación para Conectar con Dios

Oración y Meditación para Conectar con Dios

FacebookWhatsApp

Oración y Meditación para Conectar con Dios

Oración y Meditación para Conectar con Dios

La meditación es el punto final de una etapa y el comienzo de otra. La etapa del despertar espiritual se da cuando nuestra alma nos empuja a buscar lo que no hemos encontrado a través de lo material: La felicidad, la paz y el amor.

Esta búsqueda nos abre a Los Ángeles, quienes nos mostrarán los pesados costales con los cuales venimos cargando y nos enseñarán a limpiarlos con amor para poder liberarnos.

•El perdón es un plumero de luz que limpia el costal del pasado.
•El poder de elección nos llevará a renovar el costal de las falsas creencias.
•Nuestra conciencia divina abre el costal de la mente que entrega el ego y la mala intención para elevarse al amor.
La verdad limpia nuestros anteojos y nos permite ver nuestras creaciones en el costal de la realidad.
•La oración en el costal del silencio, nos abre a la comunicación con Dios.
•Y la meditación abre el costal del merecimiento permitiéndonos escuchar la verdad, la que proviene de Dios y no del hombre.

Con esta maravillosa limpieza, termina una etapa en la cual reconocemos nuestro espíritu, nuestra guía y a través de los Arcángeles, recibimos las herramientas básicas para empezar a transformar nuestras vidas.

Es entonces que comienza otra etapa en la cual a través de la meditación estaremos en conexión divina todo el tiempo. Porque la meditación no es para aquietarnos una hora y el resto del día dejarnos dominar por nuestras emociones, por el ego, el rencor, la mala intención o por el veneno que los demás nos transfieran.

Practica la oración diariamente hasta que se convierta en un hábito.

Al levantarte ofrece tu día:
“Buenos días Padre, entrego mi día a tus creaciones de luz, amor, felicidad, prosperidad, salud, energía, protección, belleza y armonía. Así sea.”

Al bañarte pídele al Ángel del agua:
“Ángel del agua, limpia mi aura, mis emociones y renueva toda energía con la fuerza de tu elemento”

Al subirte al carro afirma:
“Este vehículo es conducido por Dios y protegido por los siete Arcángeles”

Al llegar a tu trabajo di:
“Pido a los Ángeles de todas las personas que trabajan aquí que actúen a través nuestro y nos comuniquemos en el amor, armonía e inteligencia divina. Gracias, así sea.”

Al salir del trabajo afirma:
“Terminado mi horario de trabajo, pido a mis Ángeles que llenen de energía positiva y soluciones este lugar para que mañana todo se resuelva en perfecto orden divino”

Al llegar a casa pide:
“Ángeles del amor, renueven mi energía, limpien mis emociones, pensamientos y llénenme de amor para disfrutar de mi hogar y de mi familia.”

Al dormir entrégate:
“Arcángel Zadkiel, límpiame de todo impacto negativo recibido durante mi día, yo perdono y pido perdón por la energía y las emociones mal dirigidas y doy gracias porque durante la noche sanas mi cuerpo, mi mente, mis emociones y me llenas de amor divino”.

Estos son ejemplos de cómo la oración a lo largo del día en cuestión de segundos te conecta con la energía de Dios, pero meditar es sumamente importante, no es un reemplazo de la Oración.

Meditar y Orar son dos cosas totalmente diferentes aunque igualmente importantes. Los Arcángeles nos hacen saber que MEDITAR es lo contrario de ORAR.

ORAR es hablar con Dios, MEDITAR es escucharlo
Meditar es permitir que los pensamientos pasen hasta que disminuyan su velocidad y nuestra atención se centre en nuestra respiración, en nuestros músculos, en el latido de nuestro corazón, en la vida que hay dentro de nuestro cuerpo.

Dentro de esa paz y quietud es que comenzaremos a abrir nuestro canal de comunicación con Dios y con los Arcángeles, porque no estaremos orando, estaremos de oyentes y poco a poco con paciencia y constancia, las respuestas comenzarán a fluir a través de la elevación de nuestra energía, de la armonía o progreso en el trabajo, de mejores relaciones familiares, o de formas más directas: Un anuncio, un libro, un amigo, un cartel, una canción, un programa de televisión.

Los Arcángeles nos guían y acompañan en todo momento, invoquémoslos constantemente, a ellos les encanta que les pidamos apoyo.

Así, día con día llega un momento en que la oración y la meditación van tan de la mano que se convierten en una charla con Dios.

ORACIONES COMPLEMENTARIAS

Gracias Dios, tú eres digno de gran

alabanza por ser quien eres, por toda

tu creación, por la vida, la bendición.

Por la familia, por el trabajo, por la energía

para trabajar, por darnos la capacidad de

crear, de desarrollar dones y talentos,

por darnos la fuerza para ayudar y

bendecir a otros con lo que tenemos

o con lo que hacemos.Oración y Meditación para Conectar con Dios

Amén.Oración y Meditación para Conectar con Dios


Damos gracias a Dios porque Él abre

caminos nos da su bendición en el camino,

van nuestros pasos en paz, sin ansiedad ni

angustia porque tenemos serenidad y

confianza en que cuando le

entregamos nuestro corazón y lo

buscamos Él extiende su bendición.Oración y Meditación para Conectar con Dios

Amén.Oración y Meditación para Conectar con Dios

Dale a "Me gusta" para recibir nuestras publicaciones en facebook

Deja un comentario

cuatro × 3 =